Fracking, ¿oportunidad de futuro o migajas de un modelo energético?

Escrito por Elisenda Ariza el . Posteado en Reportajes

De un tiempo a esta parte vamos oyendo cada vez más la palabra ‘fracking’. Se utiliza para hablar de fractura hidráulica, una técnica para extraer hidrocarburos no convencionales del subsuelo que podría emplearse en territorios del norte de España susceptibles de albergar gas pizarra en sus entrañas. El fracking viene acompañado de una oposición frontal de colectivos de estas zonas que denuncian los riesgos ambientales, sociales y económicos que conlleva, aunque las empresas que aspiran a explotar los yacimientos niegan tales peligros  y enumeran beneficios adicionales como la creación de empleo y la reducción del precio del gas. Pero si todavía no sabemos del todo qué hay en el subsuelo…  ¿aceptamos el órdago del fracking?

Colores para una revolución a medias

Escrito por Cristina Rojo el . Posteado en Reportajes


Las calles de El Cairo cuentan la historia de la última transformación de Egipto a través del graffiti

Son más de las dos de la madrugada. Keiser saca sus sprays de la mochila por segunda vez en la noche y se dispone a sombrear la silueta de una mujer en una calle desierta de El Cairo. El tráfico incesante de la ciudad se escucha a lo lejos, pero en estos momentos los únicos que observan al artista son un par de perros callejeros. Han pasado ya meses desde que, en una de sus muchas noches sin horario, el joven compartiera el ejercicio de derramar sus mensajes sobre la pared con un policía que le acechaba. Todavía recuerda, incrédulo, cómo el oficial se ofreció a ayudarle en su trabajo y le pidió permiso para pintar con él. Después de terminar el panda que había plantado sobre un muro, le ofreció el pincel al guarda. Sin pensarlo mucho, éste le dibujó una delicada lágrima al animal. Contradicciones como ésta son sólo un retazo de lo que supone para los egipcios la vertigiosa transformación de un país que sigue luchando para conseguir la estabilidad.

Eventos de andar por casa

Escrito por Luisa Bernal el . Posteado en Reportajes

Una casa es ese espacio para el que se añadió un octavo día a la creación con el fin de que cada uno pudiese disfrutar de un rincón en el mundo hecho a su medida.  Afortunadamente, hay gente con ganas de compartir ese espacio privado y mostrar distintas disciplinas creativas de una manera más cercana. Los promotores de estas iniciativas coinciden en sus ganas de conocer a gente inquieta con la que compartir proyectos en un espacio acogedor donde los asistentes son muy respetuosos y agradecidos.

La casa de Bárbara Aurell en Barcelona le sirve de vivienda y de estudio de interiorismo. El gran protagonista del espacio es un largo salón de blancas paredes y blancos techos con bóveda y vigas con una terraza al fondo. Es ahí donde, bajo la denominación de Movimiento en Blanco (MOVIMIENTO), programa una exposición un jueves de cada mes. El requisito fundamental es que se trate de algo artístico: ilustración, pintura, escultura, fotografía…

Bárbara destaca que estamos ante una iniciativa que funciona “por amor al arte: no hay ánimo de lucro, ni siquiera sé el precio que tienen las piezas que se exponen”. Sus razones para liderar este proyecto se contagian de pasión: “La vida es algo más que trabajar y tener obligaciones; no somos máquinas. ¡Ya está bien de tanto mundo gris! Todo el mundo tiene algo que enseñar y que aprender. Hay mucho talento ahí fuera y hay que ayudar a que explote y nos salpique a todos. La excusa es una exposición artística, la realidad es un grupo de gente inquieta con ganas de que pasen cosas.”

Corresponsales, crónica de una muerte anunciada

Escrito por Carlos Camino el . Posteado en Reportajes

“El periodista destacado en un lugar sabe lo que ve, mientras que el jefe, que está en Madrid o Roma, tiene la información de varias fuentes. Al final, el periodista, en vez de llevar a cabo sus investigaciones, se dedica a confirmar lo que el jefe le pide desde la redacción. El sentido del trabajo ha cambiado mucho”. El 23 de enero de 2007 fallecía Ryszard Kapuscinski, maestro de periodistas, Moisés de los corresponsales. Alejado de las revoluciones que él narraba con pasión en sus crónicas, este reportero polaco asistía antes de morir a otra revolución que estaba llevándose por delante el oficio que se encargó de mimar durante toda su carrera: el de corresponsal.

Trading: saltar al bando de los listos

Escrito por Alfonso Torán el . Posteado en Reportajes

Amaneces con la sensación de que unos pocos sacan tajada de la situación financiera actual mientras el resto pagamos los vicios de un sistema injusto cuyas reglas se nos escapan. Sí, es un día normal. Como en los peores chistes, hay dos noticias: una buena y una mala. La mala es que esa sensación tuya es una sólida y palpable realidad. La buena: que, con tiempo, paciencia y mucha disciplina, tú mismo podrías pasarte al bando de los listos. Supongamos que los listos son los que aumentan sus ganancias en tiempos de río revuelto… y admitamos que “el resto” somos el antónimo de “listos”. Si te hallas en el primer grupo, enhorabuena: conoces el mercado. Si, en cambio, eres del segundo, deberías seguir leyendo.

El Cairo: Extranjeros al calor de una revolución ajena

Escrito por Rocío López el . Posteado en Reportajes

El avión ha comenzado a descender y El Cairo aparece ante los ojos de los pasajeros como una visión de Google Earth. El vínculo entre el extranjero y la ciudad es, todavía, similar a una relación por Internet: una neblina de ideas preconcebidas, ensoñaciones, ilusión e incertidumbre. Un estado que no durará mucho. Una vez se produzca el primer encuentro, la megalópolis tomará las riendas. Que nadie espere un amor a fuego lento. Ni siquiera podemos estar seguros de que ese amor llegue a florecer. La semilla ya plantada luchará por crecer en un terreno hostil, inundado de basura, rodeado de edificios polvorientos. Su energía se irá consumiendo en la eterna banda sonora de los cláxones, las triquiñuelas de los vendedores, la inmutabilidad del sol y el humo venenoso que se disuelve en el aire. Buscará alimento y, si encuentra la manera, lo hallará en atardeceres de cromática irrepetible, en la caudalosa anchura el río Nilo y en un aprendizaje intenso que conduce a quien lo recibe a un mayor conocimiento de sí mismo. 

Cada uno vive su experiencia de forma distinta, pero gran parte de los extranjeros que han elegido la capital egipcia como ciudad de residencia coinciden en una cosa: con El Cairo no existen los términos medios. Quienes se enamoran de ella la amarán profundamente y para siempre. Quienes la odian pondrán pies en polvorosa en cuanto tengan la oportunidad, para nunca más volver.

¿Dispuestos a desobedecer?

Escrito por Elisenda Ariza el . Posteado en Reportajes

Personas que se agolpan delante de una vivienda para evitar el desahucio de una familia, pacientes que rechazan pagar el euro por receta, conductores que se niegan a pagar el peaje e insumisos fiscales. Las acciones de desobediencia civil -incumplir una ley que se considera ilegítima- parecen estar aumentado en los últimos tiempos. Pero, ¿qué implica la desobediencia civil? ¿Estamos dispuestos a desobedecer asumiendo las consecuencias?

En 1971 Pepe Beunza, un joven de Valencia, se negaba a hacer el servicio militar y se declaraba objetor de conciencia, pagando todo ello con la cárcel. Emprendía una campaña no violenta para reclamar un servicio civil sustitutorio que levantó simpatías y tuvo muchos apoyos. Unos pocos años más tarde, jóvenes de todo el estado también se declararon objetores y fueron, como Pepe, a la cárcel.

¿Eurovegas en España? Italia es la capital europea del juego

Escrito por Carlos Camino el . Posteado en Reportajes

“Juega, pero sin exagerar”. El consejo que el Estado Italiano parece que invita más a jugar de lo que pueda desincentivar. Las loterías invaden Italia y el Gobierno no está dispuesto a renunciar en tiempos de crisis a los 4.000 millones de euros que ganó en el primer semestre del año. Sin embargo, este consejo parece olvidar que en Italia hay casi 800.000 ludópatas, con dos millones de personas en riesgo. Tampoco se acuerdan estos carteles de que la mayor empresa del país se llama mafia, que se aprovecha de este vicio que supone el 4% del PIB.

Italia se ha convertido en un enorme casino con forma de bota. Un paseo por cualquier bar revelará la existencia de tragaperras siempre con clientes. En el estanco, en la administración de loterías e incluso en las oficinas postales se puede contemplar cómo alguna persona ha desarrollado más automatismos que la propia máquina. Moneda, pulsación de botón y música de premio, si esto último se produce, se repetirá la operación hasta que se pierda todo.

Colegios mayores: mucho más que hoteles y novatadas

Escrito por Mario Crespo el . Posteado en Reportajes

Es lunes. A las seis de la tarde sólo hay tres universitarios en la sala de estudio del colegio mayor: Marcelo vive en la habitación 435 y está inclinado sobre sus apuntes de Termodinámica I; Lucas acabará Derecho este curso, lleva cinco años en el centro y es el lateral izquierdo titular del equipo de fútbol y el alma de las fiestas colegiales es Iván, de cuarto, que apura una coca-cola a la luz del flexo. Son tres de los catorce mil setecientos estudiantes de distintas edades, carreras e intereses que viven en colegios mayores en nuestro país. En el verbo “vivir” se incluye, claro, comer y dormir, pero también aprender, aburrirse, hacer teatro, leer, tocar la batería, rezar, lavar la ropa o insultar a gritos al colegio vecino. Son centros muy distintos: los hay pequeños y masificados, los hay masculinos, femeninos y mixtos, los hay públicos y privados, laicos y religiosos, caros y menos caros, históricos y recién nacidos, más estrictos y más laxos. Pero todos ellos tienen en común la aspiración de constituir una institución esencialmente educativa: un ámbito para la formación personal y humanística que complemente la enseñanza académica.

Casas vacías: el síndrome de una economía yonqui

Escrito por Eva Belmonte el . Posteado en Reportajes

El primer paso siempre es admitir que tienes un problema

Con 30.000 personas viviendo en la calle (datos de Cáritas de 2011) y una sangría de desahucios, a ritmo de más de 500 diarios (casi 48.000 en el segundo trimestre de 2012, según el último balance del CGPJ) los millones de casas vacías que salpican la geografía española son, como mínimo, un síntoma de que algo no encaja. “En España, al contrario de lo que pasa en la mayoría de países de la Unión Europea, la vivienda vacía no se considera una patología”, explica Javier Burón Cuadrado, ex consejero vasco de Vivienda, profesor universitario, socio de la empresa de gestión de servicios públicos Urbania ZH y articulista en medios especializados como ‘Cinco Días’. En cambio, en otros países europeos con parques de casas vacías mucho menos inflados por la burbuja inmobiliaria llevan años encarando el problema hasta el punto de convertirlo en vergüenza nacional y, en consecuencia, lo enfrentan, ya sea con sanciones o impuestos por mantener un domicilio vacío, ayudas a la rehabilitación o incluso alquileres forzosos.